Los tratamientos alternativos para el linfoma en perros

February 6

Los tratamientos alternativos para el linfoma en perros


El linfoma es el cáncer número uno en los perros. El linfoma es visto en casi un 20 por ciento de los casos de cáncer canino, de acuerdo con los Centros de cáncer canino. Si bien hay razas específicas que se encuentran en mayor riesgo de linfoma, el cáncer puede afectar a cualquier perro a cualquier edad.

¿Qué es linfoma canino?

Linfoma también se conoce como el linfoma no Hodgkin. Es un cáncer maligno que ataca el sistema linfoide. Esto significa que el cáncer ataca todos los ganglios linfáticos en todo el cuerpo del perro. Los ganglios linfáticos en caninos se encuentran en o cerca del bazo, hígado, ganglios linfáticos, la piel y el tracto gastrointestinal. Los ganglios linfáticos son importantes para el canino, ya que son responsables de ayudar al sistema inmune para atacar las infecciones y virus.

Otras enfermedades relacionadas con el linfoma

linfoma canino puede ser multicéntrico que ocurre en los ganglios linfáticos. También puede ocurrir en el tracto gastrointestinal en el que caso de que afectaría a los ganglios linfáticos en el abdomen, el hígado, los intestinos y el estómago. Linfoma que afecta a la piel se llama linfoma cutáneo.

Los síntomas del linfoma canino

Hay muy pocos síntomas de linfoma y los síntomas son difíciles de diagnosticar. En ocasiones, el perro tendrá ganglios linfáticos inflamados. Estos pueden ser de fieltro debajo del cuello del perro, detrás de las rodillas y detrás de o cerca de los hombros.

Opciones de tratamiento

Cuando un perro es diagnosticado con linfoma hay diferentes estrategias de tratamiento presentados por el veterinario. El tratamiento más común para el linfoma es la quimioterapia. Otros tratamientos comunes para el linfoma en perros son un protocolo multi-fármaco que es un cóctel de diferentes fármacos administrados a los perros, incluyendo prednisona.

Opciones de tratamiento alternativos

Los tratamientos alternativos para el linfoma en perros son cada vez más popular. Algunos de estos tratamientos alternativos para el linfoma en perros son la terapia nutricional, la modificación del comportamiento, la acupuntura, la homeopatía y la quiropráctica veterinaria.

La terapia nutricional como un tratamiento alternativo para el linfoma en perros es exactamente eso: una dieta libre y natural orgánico, conservante.

Los tratamientos alternativos para el linfoma en perros que implican la modificación del comportamiento incorporan diferentes aspectos. Para llevar a cabo con éxito la modificación del comportamiento como un tratamiento alternativo para el linfoma en perros implicará la nutrición, la evaluación del estilo de vida, la biología y etología. La teoría detrás de modificación de la conducta es que cada una de estas disciplinas afecta el comportamiento.

La acupuntura es una medicina alternativa que se ha practicado en China desde hace más de 3.500 años. La teoría detrás de la acupuntura es estimular y reforzar el sistema inmunológico. La acupuntura también se dice para aliviar el dolor en los pacientes.

La homeopatía como un tratamiento alternativo para el linfoma en perros se basa en la misma teoría de las vacunas en la medicina moderna. Esencialmente homeopatía introduce una dosis diluida de una sustancia tóxica en el cuerpo del perro. La creencia es que si se introduce en el cuerpo de la toxina en pequeñas dosis el cuerpo va a crear inmunidad a la toxina, siendo así capaces de luchar contra el cáncer cuando ataca el sistema.

Chiropractic en los caninos es la misma que la medicina quiropráctica en los seres humanos. Como parte de la comunidad de la medicina alternativa, la quiropráctica veterinaria se ha convertido en una alternativa de tratamiento muy respetado para el linfoma en perros.


© 2019 stguitars.com | Contact us: webmaster# stguitars.com